15 de febrero de 2009

Cazadores cazados y presas apresadas



Son las 2 fotos de la semana y por las 2 siento pena, mucha pena. La primera, además, me da naúseas. Tengo la sensación de haber regresado al pasado, casi 40 años. Soy un férreo defensor de la causa animal. Me produce pavor y rabia. El juez valiente envalentonado, cazando 4 amenazantes venados. En total, los cazadores, mataron a 34 venados y a un jabalí. ¿Orgullosos?

La segunda es el fiel reflejo del PP actual. Pinchen en la foto y la pueden ver en grande.

¿Creen ustedes que con esas caras pueden convencer a alguien de que son la solución? Yo diría que lo único que transmiten es pena. Fíjense en el cartel del atril: "Soluciones". Yo creo que se les ha caído el "Se buscan...". Más que soluciones, son rostros con problemas.

15 comentarios:

Anónimo dijo...

Buenos días Neptuno: Toda la razón tienes, son patéticas y tristes de verdad, como triste sería si a esta galerçia fotográfica, unieras cualquier otra tomada a nuestros representantes políticos, sobre todo en el último Pleno cuando rechazaban la evidencia de falta de medios para sobrevivir de muchas familias en Leganés.

Antónimo dijo...

Sí, Neptuno, la imagen primera y la segunda son la misma. El mismo brazo ejecutor, el mismo dedo presionando el gatillo. Por eso lo que no se entiende es su conclsión.

Posiblemente ese PP perseguido y al que se dispara sea la única solución, aunque en sus filas también militen sabandijas. La prueba es cómo las apartan en el momento en el que perciben que puedan serlo.

Es curioso que se ponga con los que permiten la percusión del gatillo y llegue a la misma conclusión que esos que les disparan ferozmente a los muflones, es decir:¿ Para qué cambiar, si nosotros somos los que, juez y parte, llevamo las de ganar?.

Anónimo dijo...

Al contrario que en la época del GAL y de la corrupción de Felipe González, en este caso la persecución viene desde el poder, desde todos los resortes del estado. Eso es lo que hace diferente la situación. Entonces los medios y la oposición destapaban corrupción, ahora desde el poder están con las pajas en el ojo ajeno, cuando todos sabemos de las vigas de ellos.

Desde el poder están haciendo una cacería y sólo han encontrado cuatro chorradas, en comparación con las cuestiones que sobre el poder gravitan.

No dejen de tener en cuenta esa crucial diferencia.

Anónimo dijo...

No es casualidad que el mediático ZP Rodríguez empiece esta maniobra justo antes de las elecciones autonómicas, en puertas de las europeas y con las fotos de las colas del INEM que es preciso borrar de las conciecias.

¿Alguien duda que para las elecciones generales estallará algo, aunque sea otra paz bochornosa con compromiso de inependencia para algún pedazo de España?

Pues sientense y vean, el espectáculo está en el punto del un gran ensayo general.

Anónimo dijo...

Por una imagen como la de la cacería de Garzón y Bermejo en Úbeda, en otros países de Europa o EEUU les cuesta la dimisión. El encuentro casual en el campo, resulta que fue precedido de una cena dos días antes en Andújar, y una semana antes de otra cacería en Talavera de la Reina, y un mes antes otro encuentro casual en Asturias. Aunque fueran encuentros casuales, Garzón ha participado en el último año en unas doce monterías y Bermejo otro tanto, y según dice Bermejo los que montan escenas berlanguianas son los de la derecha, que van a intrigar y a hacer negocios estilo La escopeta nacional. Ellos no, sólo van a disfrutar del campo, a desconectar y a hablar de sus cosas, y los que los invitan a las cacerías no tienen otro interés más que librarles de las preocupaciones de sus despachos. Ni poniendo el sueldo completo se costearían tanta cacería Garzón y Bermejo.
En la otra cacería, hay una trama del PP y otra contra el PP. Según como se aborden las nvestigaciones judiciales, tienen una repercusión u otra. En Marbella, pese a tener más ramificaciones, no intervino la Audiencia Nacional, ni jamás ha intervenido en asuntos de corrupción política. Si hay corrupción en Boadilla, la instrucción le correspondería a los juzgados de Móstoles, y la corrupción que afecta a un consejero de Camps, a Valencia.Por otra parte, en los delitos de tráfico de influencias u otros delitos relacionados con la Administración, no se puede ir sólo contra los empresarios corruptores, como ha hecho Garzón; hay que investigar todo simultáneamente, y si aparecen cargos aforados, como los Consejeros, los jueces tienen que dejar de investigar y enviar las diligencias al Tribunal Superior de Justicia.
Si no hubiera una operación de diseño (la trama contra el PP), jamás hubiera intervenido Garzón dándole una dimensión nacional a lo que son casos de corrupción política que deben investigar los juzgados del lugar donde se cometió el delito. La dimensión que se le ha dado como si las empresas de Correa fueran equiparables a ETA o a las redes del narcotráfico, tiene una repercusión política y mediática que no tendría si se hubieran ocupado de estos asuntos dos o tres jueces de instrucción. Pienso que antes de dos o tres meses Garzón tiene que inhibirse a favor de jueces ordinarios y de los Tribunales Superiores de Justicia por haber aforados, pero ya han pasado las elecciones autonómicas y las europeas y el golpe de efecto de Garzón ya ha dado sus frutos a favor de los diseñadores, que era de lo que se trataba.

Anónimo dijo...

Lo que hace falta es que el Fiscal Anticorrupción no se haya cansado y todo quede en la zona norte de la Comunidad de Madrid; urge que tire hacia los ayuntamientos del sur, donde hace falta una buena limpieza, pues la corrupción ya es de varias generacionees. Que por aquí todavía no ha habido alternancia en el poder y están los mismos desde el inicio de la democracia haciendo suculentos negocios a costa de los impuestos de todos los ciudadanos, no precisamente de clases acomodadas como en la zona norte.
Por muy grave que sea la corrupción en Boadilla o Majadahonda, la de Leganés y otras poblaciones del sur es más escandalosa y sangrante, pues es a costa de los impuestos de los más desfavorecidos, y privándoles a los más necesitados de ayudas que podrían tener de no existir una corrupción galopante.

Anónimo dijo...

Ja,ja, luego los del PP quieren dar lecciones de moralidad. Vaya panda los amiguitos de Aznar

Anónimo dijo...

¿Estan en un funeral o que los peperos? menudos caretos...

Anónimo dijo...

Ya veremos la cara que se le pondrá a los amigos de Montoya cuando no haya recalificaciones ni contratos para repartir, y alguno tenga que hacer el paseíllo por los juzgados.

Antónimo dijo...

El psoe podría aprender del pp a actuar en caso de dudas de un cargo político.

Oliva ha mentido a la Comisión de La Cubierta y sigue arrastrándose por Leganés con sus puestos en la buchaca. ¡Qué vergüenza!. Debería dimitir, aclarar sus cuitas y después, volver.

Anónimo dijo...

¿Aprender a trincar? El de deportes 250.000 euros. Y este iba a ser el jefe en los juegos de madrid.

Anónimo dijo...

En comparación con lo que hacen e hicieron otros, eso es un chiste. Aprender a dimitir y aprender a cesar. Si no es por las condenas seguirían en sus puestos todos los socialistas implicados en la corupción de la anterior era socialista. Por cierto, acabó como esta acabará, sin dinero para pagar sueldos a los funcionarios, en quiebra, con el 21% de paro y con el sistema de pensiones caput.

Como usted parece querer eso: delante. Sepa que son sus simpatizantes los que más lo van a sufrir.

sociópatas

Anónimo dijo...

En Leganés, en cuanto el Fiscal Anticorrupción admita las últimas denuncias, en conjunto salen ya tantos imputados o más que en la última redada de Garzón. Y eso que aquí todavía no se ha tocado el Urbanismo, donde están las grandes tajadas.

Anónimo dijo...

Neptuno: ¿piensas que deben dimitir de sus cargos los políticos que han sido imputados por corrupción? ¿O deben aferrarse al sillón hasta que no quede mas remedio y los echen a empujones?
En Leganés ya tenemos unos pocos imputados: Montoya, Ráez, García Blázquez, dos ex concejales actualmente cargos de confianza, y alguno más. ¿O sólo deben dimitir los imputados que no son del PSOE?
Mañana martes, que te toca escribir sobre política local, podías dedicar el post a los imputados por corrupción de Leganés.

Anónimo dijo...

Por si había pocos imputados, Raúl Calle ha puesto una querella por injurias contra Ciudadanos por el Cambio.
Por el Juzgado que le ha correspondido (Juzgado de Instrucción 5), la defensa de Calle no la llevan abogados de IU. ¿Quizá los abogados del Ayuntamiento?